NOS ACOMPAÑAIS?


Hoy nos trasladamos a una de las rutas más bonitas que nos ofrece la Vall de Boí, en pleno pirineo catalán.
Esta ruta la pudimos disfrutar en pleno octubre, con toda la explosión de colores que nos ofrece el otoño y quedamos totalmente enamorados de éste lugar.

Otoño en la Vall de Boi

Nosotros la hicimos a pie desde el parking y volveríamos a repetir sin duda, pero tenéis la opción de coger un taxi en el pueblo de Boí.
El trayecto único son 5,25€/persona.
Ida y vuelta cuesta 10,50€/persona.
El taxi te deja directamente en el Planell d’Aigüestortes y os perdéis lo mejor de la ruta.
Si vais en coche como nosotros, para llegar tienes que coger la carretera L-500 dirección Caldes de Boí hasta el parking de La Molina (1381 m).


Aquí empieza la ruta!!!!

Justo al lado del aparcamiento tienes una caseta de madera, es el punto de información de ésta zona del parque.
A mano derecha empieza el sendero, verás que la ruta está marcada en el cartel como «Ruta de la Nutria».
Iremos bordeando la Rivera de San Nicolau.
Nada más empezar encontramos una pendiente bastante fuerte (100 m) después ya empieza hacerse más ameno el sendero.
Cuándo llevamos un ratito caminando nos topamos con el primer puente que cruza el río.

Primer puente para atravesar el río

Seguimos la ruta cruzando el puente hasta llegar a la Palanca del Pei, aquí cruzamos la carretera y seguimos por el sendero que está marcado.
Todo este tramo nos encantó, empanados con el entorno llegamos hasta la Ermita de San Nicolau (1700m).
Situada encima del estanque de La Llebreta.
Ésta ermita aunque parezca abandonada sirve de muchísima ayuda, sobretodo en invierno, ya que cuando hay fuertes nevadas sirve de refugio.

Ahora si, vamos descendiendo un poco hasta llegar hasta la pista asfaltada del estanque de la Llebreta (1622 m).
Éste camino fue construido después de unas grandes tormentas y nevadas que dejaron la carretera inaccesible.
El estanque es muy bello y si tienes suerte puedes llegar a ver Nutrias!!!
Es el lugar perfecto para hacer un descanso si lo necesitas.

Llegada al estanque de la Llebreta

Continuamos la ruta por el mismo sendero, pero ésta vez el cartel ya es distinto!
Ahora seguimos para «Planell d’Aigüestortes».


Desde éste punto queda muy poco para llegar a la Cascada de San Esperit uno de los must de la ruta.
El agua cae de manera escalonada en diferentes piedras y se forman una especie de pozas en cada una de ellas.
Se les llama «Marmitas de Gigante» pueden tener hasta 6 m de profundidad.
Justo delante del salto de agua tenemos un mirador (1627 m) bien acondicionado de madera donde puedes contemplarlo estupendamente y sacarte unas fotos

Cascada de Sant Esperit

Después de quedarnos un ratito observando esta maravilla continuamos con la ruta.
A partir de aquí volvemos a ascender un poco.
En todo este tramo vamos alternando sendero y carretera.
Este ratito no nos gustó tanto porque prácticamente todo el mundo subía en coche y dejamos de escuchar ese silencio que nos regala la naturaleza, pero pasamos momentos divertidos abriendo y cerrando puertas para pasar entre las vacas jejeje
Una vez que terminan las curvas llegamos por fin a la caseta d’Aigüestortes.
A pocos metros, tenemos el mirador de Sant Esperit (1750), situado encima de una roca donde puedes adquirir las mejores vistas de toda la Ruta de la Nutria.

Mirador de Sant Esperit con vistas a la Vall de Boi

Por aquí ya puedes empezar a disfrutar de todo el Planell d’Aigüestortes.


Las aguas de la Ribera de San Nicolau se calman y dejan paso a miles de meandros, rodeado de prados donde ves cientos de vacas pastando.
Realmente la ruta ya a finalizado y la vuelta es por el mismo sitio que has venido. Pero tienes la opción de seguir ya que tienes varias alternativas, nosotros decidimos continuar hasta quedarnos totalmente solos en medio de un prado, hicimos nuestro típico «picnic de mochila» descansamos un rato admirando la belleza de estas montañas y antes de que se hiciera tarde volvimos para el parking donde teníamos el coche.

Disfrutamos muchísimo de esta ruta y esperamos que vosotros lo hagáis de la misma forma. Es una maravilla para todos los sentidos. Recomendada 100 % y apta para hacer con niños.

8 Comentarios

  1. Hola pareja,
    Sois unos trotamontañas jajajaja. Nos encantan todas vuestras rutas. Ojalá las tuviésemos tan al alcance de nuestra mano como vosotros.
    Seguiremos disfrutando, mientras, de vuestros post. Lo que más nos ha gustado ha Sido el planell d’aigüestortes.
    Un abrazo

    • Es una escapada perfecta para semana santa si te pilla algo lejos.
      Aparte de disponer del valle que es precioso tiene unos pueblos medievales super bellos. Hay una ruta románica por toda la zona muy chula. Un abrazo pareja!!!!!

  2. Que ruta más guay!! Me encanta la guindilla final de hacer el picnic, disfrutar del paisaje, del momento y de la compañía… y recargar energías!
    No sabes el mono que tengo de hacer una ruta de estas madre mía… Y leyendo estos posts me subo por las paredes! En cuanto se pueda ya sabes que quiero hacer una los cuatro 🙂 !!
    Muchas gracias por compartir esta pedazo de ruta amor, este blog cada día está más guapo!

    • Aixxx mi niña y yo que me muero de ganas de que te recuperes y perdernos por algún sitio así!
      Nos quedan muchas aventuras juntas antes de irnos cada una a una parte del mundo.
      Ves organizando ese planazo de acampada para este veranito jijiji que llegue yaaaaaa

  3. Hola!! Estuvimos en noviembre por aquí y nos encantó!! hicimos esta misma ruta y la del Estany de Sant Maurici, la verdad es que los Pirineos son de los paisajes más espectaculares que hemos visto. Y siempre sorprenden!! A seguir haciendo muchas rutas!! Un abrazo!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here